Miles Davis "Miles in the Sky" (1968)

Disco de 1968 de Miles junto a su segundo quinteto. Se destacan la utilización de dos instrumentos utilizados por primera vez en la amplia discografía de Davis; un piano y una guitarra, ambos instrumentos électricos. Elementos que luego el mundillo del jazz adoptaría naturalmente en sus composiciones, justamente por esta época, el maestro ya se estaría bañando en las aguas de la fusión y la experimentación para encontrar nuevos horizontes nunca antes explorados. De esta manera Davis nos invita a dirsfrutar de composiciones tranquilas, un viaje bastante certero y profundo. Ya ven que el arte de tapa ayuda a visualizar lo que vendrá. Si bien no es un disco muy "famoso" realmente vale la pena escucharlo con atención...asiq disfruten del disquito que aquí les dejo mientras se preparan algo rico para tomar...Salúte!

Bajar: http://www.zshare.net/download/11624463ff4e5cb6/

7 comentarios:

Roma V. dijo...

Bajanda y paseando por aquí...
saludo!

YOU ARE A GHOST dijo...

excelente, miles innovo bastante en el jazz, su admiracion por la musica de Hendrix y la guitarra electrica sin duda ayudo a que más tarde se convirtiera en pionero del rock fusión, saludos!

EDU dijo...

Exelente disco!!

Saludos!

patmetheny dijo...

un abrazo desde Chile
es bkn este disco...
GRACIAS.

mar dijo...

Davis era un visionario...no sé yo si llamar modernos o Postmodernos a los musicos que últimamente fusionan el jazz con cualquier cosa :)
Muchas gracias por el disquillo amigo Freak out, seguimos por aqui, un abrazo!

Comandante Mira dijo...

Muy buen disco, me llevo, y te invito a mi blog donde tal vez encuentres un disoc interesante.

Salud!

Billy dijo...

me parece que Miles Davis es un negro de mierda, hippie, y por lo tanto un PUTO, como vos,como yo,como todos los aquí presentes frente al juicio de Dios.
Lo de Mr Bungle no lo encontre porque mi incapacidad y mi infección de erpes hace que yo sea una cumbiera sucia que no sabe usar el blog,pero tiene uno, como tener las altas llantas pero no saber para qué están esos malditos resortes.